La revolución de los Claveles

25 Abr
“Nunca había visto los restos de una revolución, ni siquiera de unas elecciones. Me resultaba muy extraño chocarme con la hoz y el martillo comunista a plena luz del día, orgullosamente expuestos en las banderas colgadas de las farolas, creo que casi me atemorizaba como si esperara que alguien viniera a detenernos por estar allí mirando. Pero la gente se afanaba en sus trabajos, incluso se formaban pequeños grupos de asociaciones vecinales o estudiantiles con sus megáfonos llamando a la lucha por alguna reivindicación. Sí, la ciudad estaba más sucia, más desordenada, igual de pobre, pero infinitamente más libre.”

 

Sin Noticias de Acuario.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: